¿Cómo es un menú balanceado?

Compartir en:

Teniendo en cuenta que los alimentos son saludables cuando nos aportan nutrientes y que el consumo de estos puede variar de acuerdo a la edad de nuestros hijos, es importante saber que un menú balanceado significa consumir alimentos de los diferentes grupos y en las porciones adecuadas.

Existen muchas opciones saludables, económicas y deliciosas para construir un menú equilibrado para nuestra familia. Al momento de elegir:

  • Aprovechemos la diversidad de productos locales que ofrece la región en la que vivimos. Ofrecer frutas y verduras de cosecha, y preferir las frutas enteras, antes que los jugos, es una muy buena opción.
  • Evitemos fritar los alimentos al momento de prepararlos. En su lugar, elijamos métodos de cocción saludables como guisar, asar, sudar u hornear.
  • Incluyamos sopas como el ajiaco, los sancochos, cuchucos y otras preparaciones a base de pastas o cereales tradicionales en nuestra cultura gastronómica y alimentaria. Estas son una muy buena opción para incluir dentro de la alimentación diaria, siempre y cuando se preparen sin exceso de sal ni grasa.
  • Elijamos postres saludables como los dulces de fruta en almíbar, el bocadillo y las cocadas a base de panela. Otros postres como los helados, el arequipe, las tortas o galletas pueden consumirse en pequeñas porciones y ocasionalmente. Se recomienda prepararlos en cada como una actividad lúdica con nuestros hijos.
  • Cuidemos las porciones de los alimentos. Estas cambian dependiendo de la edad del niño, la actividad física que realiza a diario, su estado nutricional y otras condiciones específicas de salud, como una enfermedad crónica.
  • Procuremos comer a ciertas horas, para acostumbrar a nuestro cuerpo y favorecer procesos como la digestión. Respetar los horarios permite que nos tomemos el tiempo necesario para masticar y para ser conscientes de lo que nos estamos comiendo. Esto, además, nos ayuda a prevenir enfermedades, porque favorece el metabolismo, la asimilación de los nutrientes y evita que, al saltarse una comida, pasemos hambre y después comamos grandes cantidades de comida.

Un esquema de menú balanceado para niños o adolescentes puede ser el siguiente:

Desayuno:

desayuno

GRUPO CARBOHIDRATO FRUTA O VERDURA LÁCTEO PROTEÍNA
Opción 1 Arepa Fresas Leche Huevos al gusto
Opción 2 Tostada Manzana Avena en Leche Queso
Opción 3 Tortilla en Harina Aguacate Queso Huevos al gusto
Opción 4 Arroz Tomate Agua de panela con leche Carne
Opción 5 Pan Banano Queso Pollo Desmechado

 

Almuerzo y Comida:

almuerzo

GRUPO CARBOHIDRATO FRUTA/ VERDURA PROTEÍNA
Opción 1 Arroz Blanco Tomate y lechuga Carne Asado
Opción 2 Papa criolla Guacamole y pepino cohombro Pollo a la plancha
Opción 3 Pasta Papaya y zanahoria rallada Carne Molida
Opción 4 Yuca Sudada Pera y Brócoli Pescado
Opción 5 Plátano Asado con Queso Crema de Verduras Carne de Cerdo

 

Medias nueves, onces y lonchera:

onces

GRUPO CARBOHIDRATO FRUTA PROTEÍNA
Opción 1 Galletas Caseras Mango Fécula de maíz con leche
Opción 2 Mogolla Uvas Queso
Opción 3 Torta Casera Melón Leche
Opción 4 Tortilla de Harina Banano Queso
Opción 5 Tostada Fresas Leche

Aprendiendo a ser Papaz © 2018. Todos los derechos reservados.

Photos designed by Freepik